3 razones para aplicar el fosfatado al manganeso a las piezas de tu empresa

9 / 01 / 2018

¿Quieres que las piezas que componen la maquinaria de tu empresa duren más tiempo? ¡Seguro que sí! Es muy sencillo de conseguir; basta con aplicarles un baño de fosfatado al manganeso.

Aplicar este tratamiento térmico en los componentes de acero y metal tiene numerosas ventajas, entre las que destacan las tres siguientes:

  • Incrementa la seguridad de cualquier sistema de frenado

El fosfatado es una técnica antigripaje y, por tanto, al emplearlo en los sistemas de frenado se consigue evitar el agarrotamiento de las piezas durante un plazo de tiempo mayor. Gracias a esto se evitan muchas averías. Además, es compatible con las pinturas anticorrosión.

  • Prolonga la durabilidad de las piezas

Al ser un método que mejora la lubricación de las partes metálicas y evita su oxidación, estas duran más en óptimas condiciones. Puede aplicarse a una gran variedad de piezas.

  • Ahorra costes

Gracias a las dos primeras razones, se consigue ahorrar mucho en costes, ya que los gastos en caros recambios y componentes se reducen considerablemente.

¿Quieres probar el fosfatado en las piezas de tu empresa? En MIG somos expertos en fosfatado y tenemos 60 años de experiencia en el sector, así que no lo dudes y consúltanos sin compromiso .